En los Hospitales Shriners para Niños, la salud y la seguridad de los pacientes, familiares, voluntarios y personal es nuestra máxima prioridad. Debido al avance de la situación causada por la COVID-19, estamos haciendo un seguimiento riguroso de las actualizaciones enviadas por los departamentos de salud locales y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), y estamos respetando sus recomendaciones al pie de la letra.

Si su hijo/a tiene una cita próximamente, comuníquese con el Hospital Shriners para Niños correspondiente.

Qué esperar en los Hospitales Shriners para Niños de Salt Lake City.

Saltar a navegación

Atención de escoliosis y columna vertebral

Atención de escoliosis y columna vertebral

Nuestra competencia en la atención de la escoliosis y la columna vertebral es reconocida a nivel internacional. Desde escoliosis adolescente idiopática común hasta las malformaciones más complejas de la columna vertebral en jóvenes, creemos que cada niño se merece un plan de tratamiento individualizado donde se utilicen las técnicas más avanzadas y más innovadoras. Tenemos vasta experiencia en estrategias de manejo para pacientes de todas las edades y todos los tipos de escoliosis, desde yeso para escoliosis infantil hasta fusión definitiva en adolescentes. También ofrecemos soluciones que se adaptan al crecimiento para los niños que requieren cirugía correctiva pero son demasiado jóvenes para los procedimientos de fusión espinal.

Graham Fedorak, M.D. estudió con Jacques D'Astous, M.D., quien trajo la técnica de yesos EDF (elongación, derrotación, flexión) como tratamiento temprano (muchas veces llamada yeso de Mehta o Risser) a Salt Lake City. El Dr. Fedorak se ha especializado en atención de la columna y en particular en el tratamiento con yesos EDF. John Heflin, M.D., uno de nuestros especialistas en columna vertebral, también trabaja con la población de escoliosis y tiene amplia experiencia en malformaciones de la columna vertebral. Steve Santora, M.D., es otro especialista en columna vertebral del hospital, con más de 20 años de práctica clínica centrada en la cirugía de escoliosis y la medicina internacional.

Las afecciones que reciben tratamiento:

  • Postura anormal
  • Inestabilidad cervical
  • Escoliosis congénita
  • Progresión de la curvatura después de la cirugía de columna
  • Escoliosis de inicio temprano
  • Hemivértebra con costillas fusionadas o sin costillas
  • Escoliosis idiopática, incluida infantil, juvenil y adolescente
  • Cifosis, incluida la de Scheuermann
  • Escoliosis neuromuscular asociada con:
    • Parálisis cerebral
    • Espina bífida
    • Lesión de la médula espinal
    • Síndrome de la médula espinal atada
  • Escoliosis posterior a una toracotomía
  • Escoliosis con síndromes que incluyen:
    • Síndrome de Klippel-Feil
    • Síndrome de Marfan
    • Neurofibromatosis
    • Síndrome de insuficiencia torácica y otras deficiencias de la caja torácica
    • VACTERL
  • Espondilosis y espondilolistesis
  • Tortícolis

Diagnosticar escoliosis

Antecedentes médicos: al confirmar un diagnóstico de escoliosis, un médico hablará con usted y su hijo/a y además revisará sus historiales médicos disponibles para determinar si existe alguna afección médica que pudiera contribuir a la malformación de la columna vertebral. Se les harán preguntas sobre debilidad muscular, entumecimiento, hormigueo, dolor o cualquier problema de control urinario o intestinal.

Examen físico: se hará un examen de la espalda, pecho, pies, piernas, pelvis y piel de su hijo/a. El médico revisará si tiene los hombros nivelados, si su cabeza está centrada y si ambos lados del cuerpo parecen nivelados. Los músculos de la espalda se revisarán mientras el niño está agachado hacia adelante para determinar si un lado de la caja torácica está más alto que el otro. Si hay una asimetría significativa entre los lados opuestos del cuerpo, el médico podría solicitar una radiografía.

Evaluación con rayos X: si el examen físico sugiere una posible escoliosis se tomarán dos radiografías, una de frente y otra de lado. En cada radiografía se captura toda la columna y en algunas ocasiones el médico necesitará más imágenes. Muchas veces también se hacen radiografías de la mano para determinar la edad esquelética de su hijo/a y cuánto le queda por crecer. 

Más imágenes: ciertos patrones de malformaciones y los resultados del examen físico y revisión de los antecedentes médicos a veces indican las necesidad de tomar imágenes avanzadas de la columna. En general se hace una IRM (imagen por resonancia magnética) de la columna y no es algo necesario para la mayoría de los niños con escoliosis. Vea más información sobre nuestros servicios de radiología.

Mediciones de la curva: si su hijo requiere una evaluación con rayos X, el médico medirá la curva en la radiografía. Los doctores clasificarán las curvas de la columna por ubicación, forma, patrón y causa. La necesidad de un tratamiento y las posibles opciones de tratamiento dependerán no solo del tamaño de la curvatura, sino también de cuánto le queda por crecer al niño.

Observar y esperar : "no es escoliosis, es asimetría de la columna". Clasificamos las curvaturas de columna de al menos 10 grados como escoliosis. Las deformidades de menor grado se llaman asimetría espinal. Las curvaturas de menos de 10 grados jamás necesitan tratamiento. No obstante, sí pueden progresar y debe hacerse un seguimiento.  

Vea un tutorial de Graham Fedorak, M.D. para hacer una evaluación en su casa con la aplicación SpineScreen app de los Hospitales Shriners para Niños. Se trata estrictamente de un control inicial, para determinar si su hijo tiene escoliosis debe acudir a un médico para que haga el examen correspondiente. Si su hijo tiene escoliosis, es posible que los Hospitales Shriners para Niños puedan ayudarle.

Opciones no quirúrgicas

Corsé

El corsé es un tratamiento no quirúrgico para la escoliosis idiopática y no idiopática.

  • Se puede combinar con ejercicios específicos indicados para tratar la escoliosis
  • Puede ser efectivo para detener la progresión de la curva
  • El plan de tratamiento y el tipo de corsé dependen de la ubicación y el grado de la curva
  • Que el paciente use el corsé según lo indicado es vital para el éxito del tratamiento con corsé
  • La mayoría de los dispositivos ortopédicos se fabrican dentro de los Hospitales Shriners para Niños de Salt Lake City

Yesos seriados (Mehta, yeso EDF)

Los yesos seriados son para la escoliosis infantil, cuando la curva es progresiva.

  • Implica el cambio del yeso con anestesia cada dos o tres meses
  • Los yesos enderezan la columna a través de la aplicación constante de fuerza externa
  • Los yesos son una buena opción al corsé porque mejoran el nivel de cumplimiento

Opciones quirúrgicas

Sistemas que se adaptan al crecimiento

Dispositivos expansibles que se usan con niños con escoliosis que están en edad de crecimiento:

  • Las varillas extensibles se utilizan en pacientes jóvenes con curvas progresivas que todavía tienen mucho por crecer. Se utilizan en parte para corregir la malformación de la columna vertebral, mientras que permiten que el paciente siga creciendo. Por lo general, los métodos tradicionales, como el yeso o el corsé, no fueron útiles en estos pacientes. Las varillas extensibles requieren un procedimiento quirúrgico, desde la parte posterior de la columna. Se anexan las varillas expansibles a la columna, por encima y por debajo de las curvas, con tornillos o ganchos. Luego, las varillas extensibles se alargarán mediante cirugía cada seis meses, dependiendo del avance de la curvatura de la columna vertebral y el crecimiento del paciente.
  • MAGEC (siglas en inglés de MAGnetic Expansion Control) es un dispositivo que se implanta en el paciente como un sistema interno de corsé temporal y se utiliza en pacientes esqueléticamente inmaduros con malformación progresiva de la columna vertebral que no responden a tratamientos con corsé, yeso u otro método no quirúrgico. A diferencia de las varillas extensibles tradicionales o VEPTR, una vez implantado el dispositivo se puede expandir en la clínica de manera no invasiva. Esto permite que la columna vertebral del niño crezca sin necesidad de acudir varias veces a la sala de operaciones. 
  • Vertical Expandable Prosthetic Titanium Rib (VEPTR), su marca comercial, o costilla de titanio es una varilla curva de titanio que se encastra en la parte de atrás del pecho y la columna y está diseñada principalmente para que la usen niños con malformaciones en la pared torácica e insuficiencia torácica. VEPTR ayuda a corregir la malformación de la columna vertebral y permite el desarrollo del tórax y los pulmones. VEPTR, al igual que las varillas extensibles, requiere de una expansión periódica para adaptarse al crecimiento de la columna vertebral del niño.

Manejo definitivo

  • Se recomienda la cirugía de fusión espinal para corregir una curva o evitar que siga progresando cuando el paciente todavía está en edad de crecimiento y tiene una curva superior a los 45 a 50 grados, o en pacientes esqueléticamente maduros con curvas progresivas o curvas superiores a los 50 a 55 grados. Se colocan tornillos o ganchos en las vértebras a través de la porción curva de la columna vertebral. Luego se anexan varillas a los tornillos y ganchos para poder enderezar la malformación. Y luego se coloca un injerto óseo sobre la columna vertebral. El injerto óseo crecerá junto con los huesos individuales de la columna, lo que permitirá la fusión de la columna vertebral corregida en la posición adecuada. La fusión espinal es una buena opción para ciertos pacientes porque corrige gran parte de la malformación cosmética, puede mejorar significativamente la postura al sentarse y pararse y, lo que es aún más importante, evita el avance de la malformación, que de lo contrario podría agravarse.