Saltar a navegación

Lo que buscamos

noticia Noticias Jueves, 22 de marzo de 2018 Sábado, 17 de febrero de 2018 1:38 PM - Sábado, 17 de febrero de 2018 1:38 PM

Santiago Vega - "¡Que la alegría dirija tu vida!"

Name: Santiago “Santi” Vega
Edad: 20
Hometown: Salt Lake City
Deporte: esquí alpino

Santiago "Santi" Vega, 20, es un esquiador paralímpico con una mente matemática y un corazón poético. Nacido en Chile, Vega vino a los Hospitales Shriners para Niños cuando tenía 2 años. Dieciocho años y 23 cirugías más tarde, siente que el Hospital Shiners de Salt Lake City y Utah son su hogar, y está estudiando ingeniería biomédica y servicios médicos de emergencia en la University of Utah.

Vega nació con hemimelia fibular, un defecto de nacimiento que afectó la formación de su pierna derecha, y sindactilia, una afección que hizo que los dedos de su mano derecha se fusionaran. Los padres de Vega se enteraron de los Hospitales Shriners para Niños - Salt Lake City y lo trajeron a EE. UU. para que reciba tratamiento. Desde el momento en que llegaron la familia se sintió esperanzada. Ahora, años más tarde, Vega tiene dedos funcionales y una pierna prostética con la que puede hacer a mayoría de las cosas que quiere.

Vega compitió en los Juegos Paralímpicos de Invierno 2014 en Sochi, Rusia, como el integrante más joven del equipo chileno de esquí alpino. Viajará a PyeongChang, Corea del Sur para participar en los Juegos Paralímpicos de Invierno 2018 este marzo y volver a intentar ganar la medalla de oro. Además de esquiar, a Vega también le gusta escalar, trepando por superficies difíciles hasta alturas que marean, navegar por los mares de Chile y hasta practicar ciclismo de montaña.

"No sería la persona que soy sin los Hospitales Shriners", dice Vega. "Esta es la gente que me hizo caminar; que me convirtió en esquiador. Son el motivo por el que estoy estudiando bioingeniería médica. Para Vega los miembros de su equipo médico son amigos cercanos. "Crecí en los Hospitales Shriners con esa actitud de sigue adelante y haz todo lo que puedes hacer. Inténtalo y si no funciona, prueba otra manera. Esa es la mentalidad que aprendí en los Hospitales Shriners".

Esa actitud de "no existen límites" impulsa la resistencia de Vega y lo motivó en todas su actividades deportivas. Participó en Camp Un-LIMB-ited de los Hospitales Shriners, un campamento de esquí y snowboard para adolescentes amputados; y eso fue lo que lo inspiró a competir. Desde entonces ha regresado para aconsejar a pacientes más jóvenes, para que ellos también puedan ir más allá de los límites tradicionales de sus afecciones.

"Si me ofrecieran todo el dinero del mundo por tener dos piernas, diría que no. Soy la persona que soy y he ido a los lugares que fui por mi prótesis", dice Vega. "No lo cambiaría por nada".

En el futuro, Vega se imagina como un ingeniero, quizás trabajando junto a aquellos que lo trataron. También le gustaría dedicarse a búsqueda y rescate de emergencia, donde podría ayudar a la gente en las montañas que tan bien conoce.

"Usa tu experiencia para llegar más alto", dice. "Emergerás muchísimo más fuerte y feliz. Que la alegría dirija tu vida!"

Santiago Vega

 
Píxel de rastreo de Amazon