Saltar a navegación

Atención, innovación, educación e investigación

noticia Noticias Viernes, 16 de agosto de 2019 Viernes, 16 de agosto de 2019 3:27 PM - Viernes, 16 de agosto de 2019 3:27 PM

La FDA aprobó un nuevo dispositivo médico para el tratamiento de la escoliosis

La fusión de cuerpos vertebrales no es la única opción: el anclaje de cuerpos vertebrales (VBT) anteriores es un innovador procedimiento quirúrgico para algunos adolescentes con escoliosis

Un nuevo dispositivo médico para el tratamiento de la escoliosis, una curvatura de la columna vertebral, recibió la aprobación de la FDA. Esto ofrece una alternativa capaz de corregir la curvatura y mantener la flexibilidad de la columna vertebral.

La FDA autorizó el dispositivo llamado The Tether™, que emplea métodos y técnicas patentados, desarrollados por el personal médico de los Hospitales Shriners para Niños de Philadelphia. Se trata del primer producto disponible para la venta que se utiliza específicamente para el anclaje de los cuerpos vertebrales (VBT) anteriores, un procedimiento quirúrgico para pacientes con escoliosis que cumplen con criterios muy específicos. El VBT es una alternativa a los procedimientos de fusión de cuerpos vertebrales.

Hay niños afectados por la escoliosis en todo el mundo, y en los Hospitales Shriners para Niños de Philadelphia, contamos con un programa integral diseñado para tratar todas las formas de la afección, para lo cual utilizamos todas las opciones a nuestra disposición, tanto quirúrgicas como no quirúrgicas.

Desde 2011, el Hospital Shriners de Philadelphia ha ofrecido el VBT como una opción para pacientes que cumplen con criterios específicos. El VBT es una alternativa prometedora para ciertos pacientes con escoliosis que aún están creciendo y para quienes se recomienda la cirugía.

Cómo funciona

En lugar de utilizar varillas de metal, para el VBT se usa una cuerda fuerte y flexible a fin de tirar suavemente de la parte externa de una curva de escoliosis con el objetivo de enderezar la columna vertebral. Se coloca un tornillo en cada vértebra de la curva y, a continuación, se sujeta a la cuerda flexible con la columna en una posición más recta. Se detiene el avance de la escoliosis, se realinea la columna vertebral, que puede continuar creciendo, y se mantiene la flexibilidad. A medida que el niño crece, se prevé que se detenga la progresión de la curva y que la columna vertebral permanezca recta.

El dispositivo conocido como The Tether endereza la columna empleando el proceso de conocimiento del paciente. La presión de la cuerda disminuye la velocidad de crecimiento del lado alto de las vértebras, para que el lado corto pueda crecer y llegar a la altura. Esta novedosa tecnología permite tanto la corrección como el movimiento continuo en los niveles tratados de la columna vertebral, a diferencia de la cirugía de fusión. Como tratamiento emergente para una pequeña población de pacientes, este sistema se pone a disposición mediante la exención para dispositivos de uso humanitario (HDE) de la FDA.

Enfoque innovador

El personal médico de los Hospitales Shriners para Niños de Philadelphia desarrolló los métodos y las técnicas que forman la base del VBT y ha trabajado en estrecha colaboración con la FDA y socios del sector para conseguir la aprobación de este producto, lo que demuestra nuestro compromiso para transformar la vida de los niños.

"La capacidad de utilizar el crecimiento de un niño para corregir la curvatura de la columna es un avance importante en la manera de tratar a estos niños. En el caso de los pacientes correctamente seleccionados, es posible lograr la corrección de la columna y, al mismo tiempo, mantener la movilidad", explica Amer Samdani, M.D., jefe de cirugía de los Hospitales Shriners para Niños de Philadelphia.

Tratamiento personalizado

Ya sea que un niño tenga un caso común de escoliosis idiopática adolescente o una malformación muy compleja de la columna vertebral, merece un plan de tratamiento personalizado que utilice las técnicas más avanzadas e innovadoras. El equipo dedicado a la columna vertebral del Hospital Shriners de Philadelphia adopta un enfoque totalmente integrado y cooperativo para el tratamiento de afecciones de la columna vertebral en niños, centrándose en la detección temprana y en tratamientos sin fusión en el caso de niños que aún están creciendo, además de ofrecer técnicas quirúrgicas avanzadas y mínimamente invasivas para los niños que requieren la fusión de cuerpos vertebrales.

Datos rápidos sobre la escoliosis

La clave para todos los tratamientos y la atención de la escoliosis es la prevención. Cuanto antes se detecta la afección en niños y adolescentes, mejores pueden ser los resultados.

Existen muchos tipos de escoliosis:

  • Escoliosis neuromuscular, relacionada con enfermedades preexistentes que afectan los nervios, como la parálisis cerebral y la espina bífida
  • Escoliosis asociada con un síndrome u otra afección, como el síndrome de Marfan
  • Escoliosis congénita, asociada con malformaciones de las vértebras (los huesos de la columna vertebral) o costillas
  • Escoliosis idiopática, no relacionada con ninguna otra afección

Acerca del anclaje de cuerpos vertebrales anteriores

  • Desde 2011, se han realizado 450 procedimientos de VBT en el Hospital Shriners de Philadelphia.
  • Como sucede con todos los procedimientos y tratamientos médicos, los resultados difieren según el paciente.
  • Los pacientes que optan por el procedimiento de anclaje pueden retomar sus actividades cotidianas, incluidos los deportes, después de un mes aproximadamente. En comparación, tras una fusión de cuerpos vertebrales, llegar a ese punto puede llevar de seis meses a un año.
  • El anclaje puede ser una opción en el caso de pacientes adolescentes con escoliosis a quienes les resulte difícil usar un corsé por razones físicas o psicosociales.