Vea los recursos y las actualizaciones sobre COVID-19.

Si su hijo/a tiene una cita próximamente, comuníquese con el Hospital Shriners para Niños correspondiente.

Saltar a navegación

Atención, innovación, educación e investigación

noticia Noticias Miércoles, 5 de agosto de 2020 Miércoles, 5 de agosto de 2020 12:53 PM - Miércoles, 5 de agosto de 2020 12:53 PM

Los grandes corsés implican una gran responsabilidad

La madre de un paciente incorpora los corsés para la escoliosis en una elaborada sesión de fotos en la que su hijo se disfraza como sus superhéroes favoritos

¿Es un pájaro? ¿Es un avión? ¡No, es Super Liam!

Cuando Liam tenía 6 meses de edad, se le descubrió una curvatura en la columna vertebral. En ese entonces, su médico llegó a la conclusión de que no era nada para preocuparse y no tomó ninguna medida. Más adelante, cuando Liam tenía 2 años, se realizó otra ronda de radiografías, las cuales revelaron que la innegable curvatura había aumentado a 30 grados. Allí fue cuando oficialmente recibió el diagnóstico de escoliosis de inicio temprano; sus médicos creen que puede estar vinculada con una afección que Liam tiene de nacimiento llamada hernia diafragmática congénita.   

Luego de que Liam fuese diagnosticado con escoliosis, primero se derivó a la familia a un especialista del área de Seattle en la que viven. En la consulta, el médico explicó que a ellos les gustaría continuar monitoreando a Liam, pero que querían esperar hasta que la curvatura llegara a los 35 grados antes de comenzar cualquier tipo de tratamiento, que eventualmente requeriría una cirugía. A la madre de Liam, Sarah, le preocupaba el enfoque aconsejado de esperar hasta que la afección empeorara.

"En ese momento, era todo muy nuevo para nosotros. Nos fuimos a casa sintiendo que lo único que estábamos haciendo era esperar lo inevitable (la cirugía)", explicó Sarah. "Nos parecía desconcertante no intentar hacer algo de forma inmediata".

Un amigo cercano le recomendó que buscara una segunda opinión en los Hospitales Shriners para Niños - Portland. En el Hospital Shriners de Portland, Liam fue atendido por Joseph I. Krajbich, M.D., quien recomendó comenzar un tratamiento inmediata usando un yeso de Mehta-Cotrel. Este método utiliza moldes hechos a la medida del bebé o niño joven, por lo general a través de una serie de yesos correctivos, para ayudar a prevenir la progresión de la curvatura de la columna. A menudo, esta forma de tratamiento puede prolongar la necesidad de una cirugía o, en algunos casos, eliminarla. Al principio, el tratamiento de Liam comenzó con yesos seriados en intervalos de ocho semanas y, después de un año, pasó a usar corsé.

"Las tratamientos con yeso fueron difíciles de digerir como padres. Uno piensa en las cosas que su hijo se perderá a causa del yeso", dijo Sarah. "También piensa en cosas pequeñas como abrazos y arrumacos sin yeso que ya no podrá sentir, lo que es duro para cualquier padre. Finalmente, lo más importante pasa a primer plano; saber que uno está haciendo todo lo posible para que su hijo tenga el mejor resultado supera las pequeñas cosas que se pueden perder". 

Liam y Sarah, quien es fotógrafa profesional, han aprendido a aceptar el tratamiento de la escoliosis de Liam usando su corsé para crear fotos fantásticas de él disfrazado de sus superhéroes favoritos. Por lo general, como parte de su plan de tratamiento, a Liam le colocan un nuevo corsé entre cada nueve y 12 meses, y cada vez que eso pasa, la transformación comienza. Usando diversos materiales de vinilo para diseñar los disfraces, Sarah crea el conjunto que Liam necesita para salvar al mundo. 

"A Liam le encantan las sesiones de fotos. Es el momento destacado de la semana. Siempre las convertimos en aventuras. Y siempre es una inmensa diversión para él", contó Sarah. "Liam tiene un largo camino por recorrer. Estoy tratando de enseñarle que después de tiempos difíciles llegan buenos momentos, que si miras con atención el duro camino que tienes enfrente, verás el lado positivo que este tiene. Mi esperanza es que cuando él recuerde este momento de su vida, lo haga sonreír". 

Sarah coordinó y organizó sesiones de fotos de Liam como Spiderman, Batman, Buzz Lightyear, Captain America, Thor, Superman, Hiccup e incluso Russell Wilson ¡con el que pudo posar! Sus sesiones de fotos más recientes muestran a Liam canalizando la fuerza como Obi-Wan Kenobi., el famoso personaje de Star Wars.

Cuado no está usando su martillo para llamar a los rayos, defendiendo a los ciudadanos de Gotham o domando dragones, puede ver a Liam andando en bicicleta y jugando a su deporte favorito, ¡el béisbol!

  • El superhéroe Liam (1 de 34)El superhéroe Liam (2 de 34)El superhéroe Liam (3 de 34)El superhéroe Liam (4 de 34)El superhéroe Liam (5 de 34)El superhéroe Liam (6 de 34)El superhéroe Liam (7 de 34)El superhéroe Liam (8 de 34)El superhéroe Liam (9 de 34)El superhéroe Liam (10 de 34)El superhéroe Liam (11 de 34)El superhéroe Liam (12 de 34)El superhéroe Liam (13 de 34)El superhéroe Liam (14 de 34)El superhéroe Liam (15 de 34)El superhéroe Liam (16 de 34)El superhéroe Liam (17 de 34)El superhéroe Liam (18 de 34)El superhéroe Liam (19 de 34)El superhéroe Liam (20 de 34)El superhéroe Liam (21 de 34)El superhéroe Liam (22 de 34)El superhéroe Liam (23 de 34)El superhéroe Liam (24 de 34)El superhéroe Liam (25 de 34)El superhéroe Liam (26 de 34)El superhéroe Liam (27 de 34)El superhéroe Liam (28 de 34)El superhéroe Liam (29 de 34)El superhéroe Liam (30 de 34)El superhéroe Liam (31 de 34)El superhéroe Liam (32 de 34)El superhéroe Liam (33 de 34)